LuminariasTV – Noticias, Espectáculos, Farándula

Noticias

Fallece abuela de Nashla Bogaert

SANTO DOMINGO, RD: Con una tierna imagen la actriz y presentador de televisión Nashla Bogaert se despide de su abuela Adela, quien falleció.

En la  imagen Nashla aparece de niña recostada,  en las piernas de su «Buela Dela» a quien le pidió que le guarde «una nube al ladito tuyo».

«Siempre serás mi angelita protectora. Te amo, Buela Dela. Guárdanos una nube al ladito tuyo», dijo Bogaert.
https://www.instagram.com/p/CBYbjGghNOu/

De su lado, Carmen Rosario, Madre de Nashla dijo sentir «dolor e impotencia» por la partida de su progenitora.

«Cuánto dolor e impotencia siento de saber que ya no estará conmigo. Pero me dejaste tantos recuerdos y enseñanzas en mi vida, que me doy cuenta que no te fuiste del todo de mi vida. Se que está en el cielo y me cuidará desde allá y yo cuidaré tu estrella desde aquí. Te amo Mamá».

Se desconoce el lugar o las causas del fallecimiento de la abuela de Nashla.

 

En agosto del 2019, Nashla compartió la hermosa historia de amor de sus abuelos, el hombre falleció a la edad de 103 y el alzheimer le hizo olvidar todo en la vida, excepto el gran amor que sentía por Adela.

«Buelo se fue a dormir a sus largos 103 años. Más o menos para ese cumple de la foto, le había iniciado el Alzheimer. Se hizo cada vez más intenso… al punto de hacerlo olvidar su propia historia. Olvidó la calle donde vivía, sus anécdotas favoritas. Olvidó qué día era, cuántos hijos tenía, cuáles eran sus nietos y los domingos en la gallera.
Olvidó todos los nombres y el suyo… pero cuando le preguntábamos al oído quién era el amor de su vida… abría los ojos como dos soles en verano y decía en un susurro «Adela», tan bajito como si quisiera sólo él escucharlo».

View this post on Instagram

Buelo se fue a dormir a sus largos 103 años. Más o menos para ese cumple de la foto, le había iniciado el Alzheimer. Se hizo cada vez más intenso… al punto de hacerlo olvidar su propia historia. Olvidó la calle donde vivía, sus anécdotas favoritas. Olvidó qué día era, cuántos hijos tenía, cuáles eran sus nietos y los domingos en la gallera. Olvidó todos los nombres y el suyo… pero cuando le preguntábamos al oído quién era el amor de su vida… abría los ojos como dos soles en verano y decía en un susurro "Adela", tan bajito como si quisiera sólo él escucharlo. Dejó que el Alzheimer se llevara todo lo que quiso, excepto el amor por esa mujer… y mantuvo ese recuerdo como su secreto mejor guardado.

A post shared by Nashla Bogaert (@nashlabogaert) on

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MÁS POPULAR

To Top